Periodismo Ciudadano de Cañete y Provincia de Arauco desde el 14/01/2001 03/07/2020 Sin indicadores vigentes...
Arauco Curanilahue Lebu Los Álamos Cañete Contulmo Tirúa
Drop Down Menu
'CUANDO SE TEME MÁS, A LA POBREZA QUE A LA MUERTE', YO... TUVE MUCHAS CUARENTENAS

Por: Juana Salazar (*) - Tipo / Sección: Columna de Opinión / Cañete - Lecturas: 3284
25-05-2020

Cuesta ilustrar con una sola imagen lo que nos escribe hoy Juana Salazar, son tantas las historias, recuerdos, comentarios y mensajes que nos deja, que lo mejor es leerla, de seguro en mas de algo nos sentiremos interpretado.

Cuando se observan tantos intentos fallidos por lograr el ordenamiento social de la población para controlar la pandemia, cruzan por mi imaginación ideas de qué habría sido de mí y mi familia, si ésta hubiera aparecido cincuenta o más años atrás.

Me pongo en ese escenario, porque en esos tiempos mi padre, jefe de hogar de una familia con siete hijos que iban a la escuela, también trabajaba en oficios sin sueldo fijo, los informales que llaman ahora y el último que tuvo antes de fallecer, fue el de fotógrafo de la plaza de armas de la comuna de Cañete.

Cuando digo que tuve muchas cuarentenas, es porque en esos tiempos aún no nos amenazaba el problema del cambio climático y del calentamiento global, los inviernos sí que eran crudos, llovía con intensidad por semanas enteras lo que le impedía salir a trabajar, pero teníamos la ventaja que también era muy inteligente y excelente administrador y junto a mi madre que tenía las mismas características eran capaces de prepararse para los tiempos de vacas flacas.

También se esforzaba en ocupar parte de sus inciertos ingresos en pagar sus imposiciones. Las crudas condiciones climáticas lo obligaban a ser muy previsor, porque sabía que su trabajo traía consigo ese valor agregado que es la incertidumbre y bajo ningún punto de vista estaba dispuesto a someter a necesidades a su familia.

Recuerdo con nostalgia aquellos años en que se trabajaba con generosidad la tierra, en que gran parte de nuestro suelo estaba destinado más a la crianza y producción de alimentos que a la explotación de bosques, por lo que sus habitantes con más o menos esfuerzo eran capaces de almacenar esos recursos para el año entero.

Las familias a pesar de ser más numerosas, pobres y con jefes de hogar con escasa escolaridad, salían adelante a punta de trabajo duro y esfuerzo personal, tenían muy desarrollado el instinto de superación y de sobrevivencia. Sus hombres se caracterizaban por su profundo sentido del deber, eran muy respetuosos de las leyes y cuando hablaba la autoridad se obedecía.

Ahora, tenemos al Covid-19 que como escribí en otra nota, llegó al planeta con muchos aliados, pero se me olvidó agregar, que se dio el lujo de tomarse todo el tiempo que quiso, para hacerse presente muchos años después que se instaló cómodamente en el planeta el virus del consumismo.

¡Y éste sí que hizo bien su trabajo! En todos éstos años logró que se nos olvidara ser previsores y ni siquiera alcanzamos a aprender eso que se llama ahorro. No fuimos capaces de sacar de éste estilo de vida, la verdadera lección que nos estaba dando. 'Que sólo sirve para salvarnos hoy, pero no nos prepara para el mañana'.

Y aquí estamos, enfrentados al Covid-19 que nos tiene acorralados, aprovechándose de ésta debilidad y anda feliz paseándose por las calles, sabiendo que su presencia iba a provocar una masiva pérdida de empleos, a una población que ya estaba endeudada y con la despensa vacía, lo que les impide enfrentarlo con la única arma que pueden usar y que son las cuarentenas.

Algunos, ingenuamente creen que ahora se viene la amenaza de la pobreza, pero están equivocados, la pobreza es uno de los virus más potentes y que por siglos ya se encontraba enquistado en todos los rincones de nuestro planeta, pero que había logrado hacerse invisible bajo el manto del consumismo y las leyes del mercado y recién ahora está mostrando su peor cara, que es el hambre.

Leer artículo publicado en esta página, publicado el 07.09.2016 titulado 'LO INVITO A SER POBRE'

Ahora tenemos doble tarea, para frenar la pandemia, es necesario que primero se tomen urgentes medidas tendientes a frenar el problema alimentario. Y ya están reapareciendo por muchos lugares, las primeras y olvidadas ollas comunes, en que sus precursores como siempre, siguen siendo los más pobres.

Sumado a esto, el Estado está poniendo en marcha el programa nacional de distribución de alimentos, en que por su complejidad y magnitud su proceso es mucho más lento. Pero esto no termina ahí, la gravedad del problema alimentario es mucho más profunda y requiere de soluciones más permanentes, por lo que aquí faltan otros actores y recuerdo una frase que escuchaba de mi madre, que decía 'Cuando estamos en apuros hasta los ricos se ponen más buenos'.

Parece que en esos años, en situaciones de crisis los adinerados practicaban más la solidaridad y ellos son los grandes ausentes de hoy y que por responsabilidad social son los principales llamados a sostener estos programas de más largo aliento.

Solucionado éste problema asociado a la pandemia, ya no hay excusa que valga para no cumplir con las cuarentenas.

Por lo que a tí joven y a los no tanto, que ya han escuchado hablar de la primera línea, de nuestros héroes nacionales, que en el caso de la salud son funcionarios que en prolongadas y extenuantes jornadas de trabajo están agotando hasta su último aliento en una lucha sin cuartel contra esta pandemia y exponiendo sus propias vidas, te llamamos, a que utilices tus redes sociales e invites a tu gran cantidad de amigos a que se sumen, porque no debemos permitir que la primera línea sanitaria tenga bajas, y Ustedes pueden hacer un valioso aporte apoyándolos desde la retaguardia, quedándose en sus trincheras, no saliendo de sus casas. No serán héroes nacionales, pero sí lo serán para sus familias.

También tenemos la sensación que después de esto va a nacer un hombre nuevo, pero ese hombre ya está presente entre nosotros, sólo que quedó abandonado en el olvido del tiempo. Me refiero a los adultos mayores, personas que se ven físicamente frágiles, pero cargadas de valor y valores por haber acumulado experiencias de sobrevivir a muchas tragedias y también a la pobreza, que los convierten en libros con valiosas lecciones que nos enseñarán a reconstruir el futuro.

'CUIDA A TUS PADRES Y ABUELOS, NO PIERDAS TU LIBRO DE LECCIONES, QUE SON TU MAS VALIOSO CAPITAL, QUE TE DARÁ LAS FUERZAS Y TE ENSEÑARÁ A EMPRENDER DE NUEVO'

 


(*) Juana Salazar

Juana Salazar, vecina de Cañete, funcionaria del Hospital de Cañete, escritora y poeta aficionada.




C O M E N T A R I O S
Ingrese Comentario "Click" en el Ícono para Ingresar Comentario.
Personas Comentarios (1)
Francisco Flores Olave
floresolave@gmail.com
191.125.132.136
(1)

27-05-20
Buen Retrato De Una Vida Mejor
Felicidades Juanita, me encanta leer sus reflexiones y en especial me gustó este retrato de una vida pasada que sin lugar a dudas fue mejor. Felicidades también porque su padre fue Don Timoteo Salazar de quién atesoro varias fotografías que me tomó en la Plaza de Armas de Cañete, estos detalles lo conectan a uno con su tierra al ver que las personas hemos estado siempre cerca, solo ha faltado ese fulgor para mirarnos a los ojos. Siga escribiendo Juanita que la seguiré leyendo.
Secciones Contratadas
AVISOS LEGALES
COMENTARIOS EN NOTAS
Campus Arauco
IT UCSC Cañete
Senador Alejandro Navarro Brain
Diputada Joanna Pérez
Gobernacion de Arauco
Empresas Arauco
FRONTEL
CMPC Celulosa
Municipalidad de Lebu
Municipalidad de Los Álamos
Municipalidad de Cañete
INDAP
Tesorería Prov. Lebu (A. Legal)

PUBLICIDAD

L A N A L H U E   N O T I C I A S
Móvil: +56 991335577 / Casilla #92
email: lanalhuenoticias@gmail.com
Cañete, Provincia de Arauco, Región del Biobío - CHILE


Precursor del Periodismo Ciudadano en Chile
Copyright © 2014 Lanalhue Noticias